¿En verdad nos damos cuenta de los micro machismos que vivimos día a día?